Educamos sobre el adecuado uso del cilindro de GAS, con el objetivo de proteger a nuestras familias y a la comunidad.

A continuación le brindamos algunos consejos de seguridad sobre el adecuado uso del cilindro de gas:

 

 

1.  Transporta tu cilindro adecuadamente. 

 

 

2.  Limpia tu cilindro en casa, no lo golpees, ni lo ruedes por las calles. La acumulación de grasa y el desprendimiento de la pintura lo deterioran, causan corrosión y afectan su soldadura.

 

 

 

3.   No recibas cilindros en malas condiciones o con fuga. Exige que tenga su sello de seguridad.

 

 

 

4.   Cuando salgas de la casa, asegúrate que el regulador y válvulas de tu cocina estén cerrados.

 

 

 

5.  Protege la manguera del cilindro. Mantenla alejada del fuego, roedores y otros elementos dañinos. ¡Cuida de no doblarla!

 

 

 

 6.   Si detectas olor a gas, no enciendas la cocina, artefactos eléctricos o luces. Una pequeña chispa puede ocasionar una explosión. ¡Ventila el ambiente abriendo puerta y ventanas!.

 

 

 

7.  Ojo con los materiales inflamables. Aléjalos de la cocina y del cilindro.

 

 

8.   El olor desagradable del gas es una señal de advertencia. ¡EL GAS NO ES TÓXICO pero es INFLAMABLE!.

 

 

 

 

9.   Los niños no deben manejar el sistema del gas. Al encender la cocina primero enciende el fósforo y luego abre la llave de paso del gas. Ubica siempre tu cilindro en posición vertical.